El Consejo Regulador de la Ribera del Duero ha anunciado que ya se ha lanzado al mercado el primer vino blanco con contraetiqueta de la Denominación de Origen Protegida (DOP) de la región. En concreto, se trata de un vino producido por la elaboradora sita en Peñafiel (Valladolid) Bodegas Zifar, de nombre Caballero Zifar añada del 2018, y que fue presentado en exclusiva durante la pasada edición de San Sebastián Gastronomika, donde se mostraron los primeros vinos blancos Ribera del Duero producidos con la uva Albillo Mayor.

La región vitivinícola da el pistoletazo de salida a los aproximadamente treinta vinos blancos que se comercializarán con contraetiqueta de la Denominación de Origen durante los próximos meses, convirtiéndose en uno de los mayores hitos de la DOP Ribera del Duero en sus 37 años de historia.

“Estamos emocionados con esta nueva época que se está viviendo en la Ribera del Duero”, destaca Enrique Pascual, Presidente de la DO Ribera del Duero. “La llegada al mercado de los primeros vinos blancos con sello de la DO certifica que somos una región innovadora y que busca constantemente estar a la cabeza del sector, a la vez que preservamos las riquezas de la Ribera del Duero, como es la uva Albillo Mayor”, añade.

La Ribera del Duero se prepara así para continuar asentando las bases de los vinos blancos elaborado con la Albillo Mayor, que destacan por su acidez equilibrada y bien integrada que da lugar a vinos jóvenes y de guarda donde, según los expertos, reside todo su potencial.

De esta manera, se continúa preservando una variedad que estaba a punto de desaparecer y, que gracias al trabajo de los bodegueros y al compromiso del Consejo Regulador con la región, servirá para continuar haciendo de la Ribera del Duero una de las regiones vitivinícolas más importantes y reconocidas del panorama nacional e internacional.